Local
Tendencia

Viola Locho Morán reglamento del Archivo Municipal, con nombramiento de nuevo director

Y es que, el ordenamiento aprobado en febrero pasado, establece en su Artículo 27 que el director del Archivo Histórico del Municipio deberá cumplir 6 requisitos. Uno de ellos, es "tener como mínimo el grado de licenciatura".  

El alcalde Leoncio Morán Sánchez habría realizado una violación al Reglamento del Archivo Histórico del Municipio de Colima con el nombramiento del nuevo director Noe Guerra Pimentel. Y es que, el ordenamiento aprobado en febrero pasado, establece en su Artículo 27 que el director del Archivo Histórico del Municipio deberá cumplir 6 requisitos. Uno de ellos, es «tener como mínimo el grado de licenciatura».

Sin embargo, una consulta realizada por 7Am Noticias al Registro Nacional de Profesiones reveló que el nuevo director del Archivo no cuenta con cédula profesional o título registrado ante la Secretaría de Educación Pública que le acredite el grado de licenciatura.

El Reglamento Municipal aprobado este año por el Cabildo capitalino, que ha provocado polémica entre algunos sectores de la cultura colimense, establece 6 requisitos para el nombramiento del director del Archivo Histórico Municipal. Entre ellos, el criterio ya referido.

El nombramiento

De acuerdo con un comunicado de prensa, el alcalde Leoncio Morán Sánchez entregó al historiador colimense Noé Guerra Pimentel, su nombramiento como nuevo director del Archivo Histórico del Municipio de Colima, que surtió efecto a partir del 1 de mayo.

El alcalde dijo, según el comunicado, que al integrarse Noé Guerra Pimentel, se tiene como objetivo fortalecer al Archivo Histórico, que es de todos los colimenses, el cual “debemos seguir engrandeciendo este espacio, que es un espacio que ha costado muchos años y trabajo para construirlo y que actualmente sea un ejemplo a nivel nacional”.

El comunicado mencionaba que el lunes 4 de mayo, el alcalde dio a conocer a la Junta de Gobierno del Archivo Histórico Municipal dicha designación y aprovechó la sesión para reconocer la amplia trayectoria del nuevo director como cronista e historiador del estado de Colima.

Por su parte, Noé Guerra Pimentel agradeció al alcalde y, a través de él, al Ayuntamiento de Colima, a la vez que se pronunció por Colima y se comprometió a trabajar con institucionalidad, pluralidad y respeto en alianza permanente con la alcaldía.

El año pasado Noe Guerra Pimentel había sido nombrado Cronista Municipal de Villa de Álvarez, municipio gobernado por Felipe Cruz Calvario, de Movimiento Ciudadano, el mismo Partido del alcalde capitalino.

Romero de Solís advirtió que Archivo podría convertirse en botín político

El fundador del Archivo Histórico Municipal, José Miguel Romero de Solís, denunció que con el nuevo Reglamento, se corría el riesgo de que esa institución cultural e histórica se convirtiera en un «botín político» al gusto de los gobernantes en turno.

De acuerdo con Romero de Solís, a pesar de “los evidentes logros» del Archivo durante su existencia, y de ser “una institución que es orgullo de Colima y los colimenses”, el Cabildo de Colima aprobó un nuevo reglamento que el 8 de febrero pasado se publicó en el Periódico Oficial “El Estado de Colima”, que “daña la organización, el patrimonio, los derechos laborales, el historial académico y el futuro del Archivo”.

El académico exigió la revocación de “este irregular reglamento”, aprobado sin tomar en cuenta el punto de vista del personal del Archivo y que “significa un retroceso de lamentables consecuencias”.

Incluso miembros del Archivo iniciaron una campaña en Change.Org que reunión más de 4 mil firmas para revocarlo. La petición fue desestimada por las autoridades municipales.

Anterior directora denunció agresiones e intimidaciones en su contra

El 18 de marzo, la doctora Blanca Estela Gutiérrez Grajeda denunció a través de su cuenta personal de Facebook la ilegalidad con la que se llevó a cabo la Junta de Gobierno del Archivo Histórico del Municipio de Colima, al tiempo que señaló -posteriormente a dicha reunión-, fue retirada del cargo de directora del Archivo del municipio.

En la publicación, la doctora Gutiérrez Grajeda compartió un video en el que se ve al alcalde negarle el uso de la voz de manera reiterada y lee un documento en el que desconoce a la Junta de Gobierno y a las decisiones que ésta toma, respecto al Presupuesto del organismo.

En su publicación en Facebook, Blanca Gutiérrez Grajeda aseguró haber «sido objeto de todo tipo de acusaciones, agresiones, difamaciones e intimidaciones, mismas que han sido presentadas ante la Comisión Estatal de Derechos Humanos».

No es hasta el momento de «asuntos generales» cuando la directora del AHMC, pudo expresar su inconformidad al leer un documento dirigido a Morán Sánchez en dónde rechaza la Junta de Gobierno del Archivo Histórico y solicita dejar sin efecto el nuevo reglamento del Archivo Histórico.

«Representa una afectación a la institución que represento (AHMC) y a sus trabajadores, así como al patrimonio histórico del municipio, motivo por el cuál desconozco todo acuerdo que emane de esta u otras reuniones que la pretendida junta de gobierno celebre».

Congreso Colima

Media Lab

Publicaciones relacionadas

2 comentarios

  1. Les comparto lo que respecto a esta nota, acabo de subir a mi muro de Facebook. Muy grave lo que está pasando en Colima en materia de respeto a la ley.
    Locho, violador de la ley.
    Primero, promovió la aprobación de un reglamento que no sólo violaba la ley sino que, además, acababa con una de las instituciones culturales más prestigiosas de Colima: el Archivo Histórico del Municipio de Colima.
    Luego, a quienes le advertimos del gravísimo atentado que estaba cometiendo en contra del patrimonio cultural colimense, se nos amenazó, agredió y difamó de múltiples formas. Lo más grave y doloroso de todo, fue constatar cómo fue vejado uno de los humanistas más grandes que ha tenido Colima en toda su historia: el doctor José Romero de Solís. Fue muy ruin lo que, Locho, sus allegados y el administrativo del Archivo, hicieron en contra del doctor Romero de Solís.
    Después, cuando en mi calidad de directora se me ordenó suspender el pago del salario de los trabajadores del Archivo como medio de presión para obligarnos a aceptar el ilegal reglamento, me opuse con determinación, pues sabía que ello representaba una gravísima violación a la ley (otra más) y un atentado a los derechos básicos de los compañeros que laboran en el Archivo. Resultado de ello, recibí más amenazas, gritos y difamaciones. Están grabados los videos y audios, donde, en persona, el presidente municipal me grita, insulta y difama. Un día los compartiré con todos Ustedes. Resistí, porque sabía que la razón jurídica y la verdad estaban del lado del doctor Romero de Solís, una extraordinaria persona que merece todos mis respetos, mi cariño y agradecimiento.
    Luego de estar sometidos a todo tipo de presiones y advertencias, se convocó a una ilegal Junta de Gobierno para pretender legitimar sus actos ilegales e ilegítimos (más violaciones a la ley). Después de esa ilegal Junta a la cual asistí bajo protesta, me renunciaron. De ello, me siento profundamente orgullosa. Ni al doctor Romero de Solís, próximo a cumplir ochenta años, ni a una servidora y a quienes nos acompañaron, pudieron doblegarnos.
    Locho dijo que no dañaría al Archivo y lo dañó. Dijo que no afectaría a los trabajadores y los afectó.
    Cuando me renunció, dejó como encargado del Archivo a quien se dedicó a ensuciarlo y dañarlo con intrigas, difamaciones y más violaciones a la ley: al administrativo Javier Zúñiga Cortés, a quien sorprendí en algunos actos no apegados ni a la ética ni a la honestidad. Fue muy vergonzoso y ruin lo que me tocó presenciar. Pero el gusto le duró poco a quien se quedó en mi lugar, pues en unas cuantas semanas hubo un nuevo nombramiento como director del otrora glorioso Archivo Histórico del Municipio de Colima.
    ¡Ahora resulta que el nuevo director nombrado por Locho, nombramiento que a todas luces es ilegal pues no se apega al procedimiento establecido por la ley, incumple, también, con los requisitos establecidos en el ilegal reglamento promovido y apoyado por Locho! Locho violando su propio reglamento. Es decir, Locho va de violación en violación a la ley.
    Si viola la propia normativa que él mismo promovió y veja a uno de los más grandes humanistas que ha tenido Colima, entonces, ¿qué será lo que sí respetará Locho?
    Y de la Procesadora de Carne, mejor ni hablamos… ¿No hay en Colima quien vele por el cumplimiento a la Ley?

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba

Bloqueador de anuncios detectado

Por favor, considere ayudarnos desactivando su bloqueador de anuncios