Nacional

Suspenden a 4 funcionarios por compra a sobreprecio de ventiladores a hijo de Bartlett

El Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS) suspendió temporalmente de su cargo a cuatro funcionarios por faltas administrativas en el desempeño de sus actividades, luego de la compra de ventiladores con sobreprecio a la empresa Cyber Robotics Solutions, propiedad de León Manuel Bartlett.

Los trabajadores son Claudia Díaz Pérez, titular del Órgano de Operación Administrativa Desconcentrada Estatal; Luis Alberto Camargo Cervantes, responsable del Hospital General de zona medicina familiar número uno; Francisco Villeda, encargado del Despacho de la Jefatura de Servicios de Prestaciones Médicas, y Edgar Aarón Hernández Torres, ingeniero biomédico delegacional.

Aunque la información sobre la suspensión se dio a conocer, Comunicación Social del IMSS indicó que no se había otorgado permiso para difundir una postura oficial al respecto.

La delegación de Hidalgo del IMSS donde trabajaban los funcionarios fue señalada por adquirir de manera irregular 20 ventiladores para pacientes con complicaciones respiratorias derivadas del coronavirus de la empresa Cyber Robotics Solutions, propiedad de León Manuel Bartlett, hijo de Manuel Bartlett, titular de la Comisión Federal de Electricidad (CFE).

De acuerdo con información de El Universal, a través de un acuerdo se determinó decretar, como medida cautelar, la suspensión temporal de los funcionarios y en un término de 48 horas se remita la constancia que lo acredite a la Secretaría de la Función Pública (SFP).

También se indicó que a los funcionarios involucrados se les otorgará el 30% de su ingreso total para cubrir sus necesidades básicas.

El sobreprecio

La empresa de León Bartlett vendió 20 ventiladores con un precio de 1.5 millones de pesos cada uno, lo que suma más de 31 millones de pesos, el precio más alto desde que se enfrenta la emergencia sanitaria por Covid-19, reveló una investigación de Mexicanos Contra la Corrupción y la Impunidad (MCCI).

Se detectó que hubo una diferencia del 85% entre el precio más barato y el más caro de los ventiladores que adquirió la delegación del IMSS en el estado de Hidalgo.

Por su parte, Claudia Díaz Pérez aseguró que el motivo de la adquisición de los ventiladores fue para salvar vidas y no se trató de una situación de ahorro o economía.

“Por tratarse de una emergencia nacional, donde lo importante es salvar vidas, fue que se realizó el procedimiento de compra local a las empresas que entregaban el equipo de forma inmediata”, dijo Díaz Pérez.

Sin embargo el Instituto rechazó los 20 ventiladores que compró a Manuel Bartlett hijo, pues en una revisión física se percataron que no contaban con pantalla táctil, y por lo tanto, no cumplían con los requerimientos acordados en la solicitud.

Congreso Colima

Media Lab

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba

Bloqueador de anuncios detectado

Por favor, considere ayudarnos desactivando su bloqueador de anuncios